Manejar triste es más peligroso que manejar borracho

22/10/2019   |   Leer en 8 minutos  |   Arteaga, L.
Manejar triste es más peligroso que manejar borracho

El manejo de las emociones es fundamental para tener una conducción segura.

Conducir requiere que tu estado de ánimo esté calmado

Las emociones influyen en la forma en que manejamos

Pese a que se puede considerar que el conducir es un acto más cargado hacía la mecánica corporal, la ciencia afirma que las emociones pueden jugar un papel más importante de lo que se piensa y son un factor determinante en la estadística de accidentes de tránsito.

Todos sabemos que manejar enojados es riesgoso dado que todas nuestras acciones al volante estarán viciadas por la furia haciéndonos imprudentes o poco eficaces y por consecuencia, peligrosos para nuestro entorno. Algo similar ocurre cuando se conduce en una situación de depresión o tristeza lo que incrementa hasta 10 veces el riesgo de sufrir un accidente vial grave, superando las cifras de manejar bajo los efectos del alcohol, según los resultados arrojados por estudios recientes realizados por el Instituto de Transporte de Virginia Tech en los Estados Unidos.

Al manejar mientras estamos tristes, la carga de estrés llega a niveles superiores a lo que podemos considerar como normal, lo que nos saca de la concentración necesaria para llegar a nuestro destino sanos y salvos. El llanto, la desesperación o la angustia impiden a las personas dejar a un lado el problema que tienen encima, sobre todo si se trata de gente que no tiene la capacidad de guardar la calma en momento de crisis. Ese tipo de personas son las más peligrosas al volante, no solo para su propia integridad, también lo son para el resto de las personas que manejan en su entorno, incluso peatones pues un cruce imprudente no podría ser resuelto de la mejor manera por alguien que solo está pensando en su problema.

La inteligencia emocional es un término que está de moda últimamente, pero es más sencillo de entender de lo que parece, pues se trata de ser conscientes de nuestras emociones y manejarlas a nuestro favor para realizar las actividades que requieran nuestra completa atención, como es el caso de la conducción.

Estar al volante con el ánimo por los suelos equivale a una jornada completa de trabajo en ese estado anímico, por lo que el desgaste no solo es emocional, sino corporal, por lo que tus movimientos no serán tan certeros como si estuvieras tranquilo y descansado para conducir. Tomar decisiones es algo que hacemos constantemente mientras vamos manejando: cambiar de carril o no, dar una vuelta, aumentar o reducir la velocidad por mencionar algunas. Todas ellas requieren un alto grado de concentración porque son decisiones que se deben tomar en segundos coordinando la vista con la mecánica corporal, por lo que debemos tomar en cuenta que como se ha dicho en otras ocasiones, no somos los únicos que vamos sobre el asfalto y nuestras acciones repercuten invariablemente en el trayecto de otros conductores.

Si acabas de recibir una mala noticia o tienes que trasladarte en automóvil para atender una situación en la que esté en riesgo algún ser querido, debes hacerlo con la mayor tranquilidad posible, recuerda que al tomar el puesto del conductor empieza tu responsabilidad como automovilista, lo que es un papel bastante serio. Tómate el tiempo que sea necesario para digerir la noticia o analizar la situación. Si sientes la necesidad de llorar, hazlo antes de encender el auto, deja fluir toda la emoción, porque el llanto también nubla la vista y puede ser peligroso que además de estar emocionalmente alterado, no puedas ver correctamente lo ocurre en el camino.

Es preferible no manejar si estás triste

Si no estás lo suficientemente calmado para manejar, pide un taxi o usa el transporte público

La respiración es importante para tranquilizarse, así que Automexico te recomendamos realizar inhalaciones profundas y exhalar con calma, eso oxigenará tu organismo, reducirá tu ritmo cardiaco y liberarás el estrés. Hasta que estés completamente calmado enciende el auto e inicia tu trayecto y aunque sea difícil, trata de no pensar en lo que te agobia hasta que estés en el lugar donde puedas resolverlo.

Si es sumamente urgente que te muevas y no puedes esperar a calmarte, pide ayuda, ya sea que alguien más tranquilo tome el volante y te lleve o pidas un taxi para evitar ser tú quien se ponga al volante y asuma los riesgos ya mencionados. También puedes usar el transporte público si no existe tanta urgencia, eso también servirá para despejar tu mente.

En caso de que recibas la noticia mientras vas manejando, debes procurar mantener la calma y buscar la mejor forma de orillarte para poner en orden tus ideas, así como decidir si estás en condiciones de seguir adelante con tu trayecto sin ponerte en riesgo o a los demás. Es muy cierto ese refrán mexicano que dice "más vale un minuto tarde que un minuto de silencio".

Si te toca ir en el asiento de copiloto en un episodio de este tipo, también es importante que mantengas la calma, recuerda que la tristeza o la depresión nos pone más irritables y provocar una discusión en ese momento tampoco es una buena idea. Sugiere al conductor tomarse el tiempo para volver a la calma y hacer las respiraciones profundas, si tú estás capacitado para manejar le puedes dar la opción de cambiar de asiento para seguir adelante.

Te puede interesar:

>>> 5 tips para evitar la fatiga al manejar

>>> Qué hacer en caso de que sufras un ataque de ansiedad en el auto

ARTÍCULOS DE LA MISMA CATEGORÍA
Todo lo que debes saber acerca de la licencia tipo D

Macuil, J. Conducción

Todo lo que debes saber acerca de la licencia tipo D

En México existen diferentes tipos de licencia, por ejemplo la licencia tipo D está pensada para los conductores que prestan servicios dentro del giro turístico.

Todo lo que debes saber sobre la licencia tipo C

Azuara, D. Conducción

Todo lo que debes saber sobre la licencia tipo C

Aquí encontrarás toda la información que necesitas saber si vas a tramitar tu licencia tipo C en la Ciudad de México.

Pasos para tramitar la licencia de conducir Puebla

Macuil, J. Conducción

Pasos para tramitar la licencia de conducir Puebla

La licencia de conducir en Puebla es un requisito básico para poder circular y evitar alguna multa, conoce los documentos y precios para este trámite.

Cómo realizar el cambio de propietario Jalisco

Castro, M. Conducción

Cómo realizar el cambio de propietario Jalisco

Si piensas comprar o vender un auto usado y vives en Jalisco es muy importante que no te olvides del trámite de cambio de propietario, esto para que no tengas problemas en tu documentación.

Todo lo que debes saber acerca de la licencia tipo B

Castro, M. Conducción

Todo lo que debes saber acerca de la licencia tipo B

La licencia tipo B es esencial para que puedas circular como transporte privado o público de carga, ejercer sin mayor problema, conoce todo acerca de este tipo de licencia.

Todo lo que debes saber sobre la licencia tipo A

Morante, L. Conducción

Todo lo que debes saber sobre la licencia tipo A

En México, todos los conductores de vehículos particulares deben contar con una licencia tipo A vigente. Conoce más sobre su función, los requisitos, costo y procedimiento para tramitarla.

Ver más